Brasato

Otra receta típica del norte de Italia, rica, muy gustosa y que os hará felices.
brasato
Un pedazo de carne bovina sin grasa ni nervios, más o menos un kilo, depende de la cantidad y del hambre de los comensales. 😉
Vamos a poner a marinar el trozo de carne en la noche (12 horas), salándo previamente, con zanahorias, cebolla ajo, y apio picados a gusto, una hoja de laurel, unas agujas de romero y pimienta negra en grano. Le añadiremos una botella de vino tinto (aconsejado el Barolo) o lo que haya por casa, basta que sea un vino con un buen cuerpo.
Al día siguiente doraremos unos 50 gramos de panceta en un sofrito de cebolla, escurrimos la carne de la marinada, la enharinamos y la ponemos a cocer hasta que haga la crosta de un asado normal.
Añadimos la marinada y cocinamos por unos 15 minutos, luego quitamos los aromas de la cazuela y cocinamos a fuego lento por unas dos horas, dándole vueltas para que se cocine bien.
Mientras preparamos un puré de patatas, condimentado con abundante nuez moscada.
Una vez la carne está “brasata”, la quitamos del fuego y la mantenemos caliente en el horno, sólo para que no se enfríe.
Mientras todo el fondo de cocción (verduras, vino, etc) lo pasamos por una licuadora y cocinamos el compuesto por unos minutos hechándole un chorrito de brandy, cuando se adensa, ya podemos quitar del fuego.
Cortamos a lonchas la carne y las cubrimos con las salsa que hemos preparado, y las servimos con el puré de patatas.

Es laborioso, pero vale la pena, os lo dice Miguel Pena 😛

Print Friendly
 

Deja un comentario

 
 
 
 
shared on wplocker.com